Inicio

Acerca de AI

Art�culos

Investigaciones

Multimedia

Donaciones

 

 

 

 

 

AI | Alerta 360 Internacional

LUCHANDO CONTRA LA DESINFORMACI�N

 

 

 

 

 

 

 
 

 NUESTRAMISI�N >

Luchar contra la total impunidad que otorga la desinformaci�n.

Promover debates positivos.

Alertar crisis.

ALERTAOBRAS >

 

 El Terror Rojo

La mayor investigaci�n sobre cr�menes del comunismo en el mundo. Entrega fascicular.
 

�ltimas publicaciones:

  Mozambique | (1975-1994)
  Corea del Norte | (1949-hoy)
  Letonia | (1940-1991)
  Nicaragua | (1979-1990)

 

 ALERTAMUNDO >

 

Europa

Asia

�frica

Am�rica

 ALERTAINTERNACIONAL >

 

Investigaciones

Testimonios y relatos

Biograf�as

Art�culos

Citas

Glosario
Lecturas

Multimedia

  ALERTACONTACTO >

 

�nase a AI360 hoy

 
Escr�banos
 

Mapa del sitio

 

S�ganos en:

 

Facebook

Twitter

 
ALERTAIDEA

DONACIONES

Su aporte en dinero, trabajo o contactos es FUNDAMENTAL para continuar luchando.

Toda cooperaci�n es �til.

   

Aporte ahora

   

 

myspace live counter
 

 

 
   
   
 

 

ART�CULOS

 

 

AM�RICA | por Alerta 360 Internacional

 

�Qu� es terrorismo?
�ltima modificaci�n: 08 de septiembre de 2012 | Descargar en formato PDF

 

El terrorismo no es un concepto dif�cil como algunos interesados quieren hacernos creer. Es sencillamente una ideolog�a pol�tica sobre el uso del terror, que es arbitrario, irrestricto y degenera en un temor no espec�fico. Esto excluye la guerra tradicional contra ej�rcitos regulares y fuerzas policiales, y el asesinato individual de figuras p�blicas.

 

Ni el separatismo ni la violencia criminal como tales son necesariamente terrorismo. Pero eso no debe complicarnos a la hora de detectarlo. Para llamar terrorismo a un acto, siempre debemos preguntar: �Esto realmente esparce terror ciego entre la poblaci�n general?

 

Una bomba detonada en un mercado, o en un avi�n civil, intenta producir un miedo com�n entre los clientes y los circunstantes, porque cualquiera podr�a convertirse en v�ctima. Las v�ctimas son t�picamente an�nimas, y la sola idea del acto era causar da�o o una amenaza cre�ble. El asesinato de un l�der pol�tico, lanzar piedras a tropas de ocupaci�n o bombardear las posiciones enemigas durante una guerra declarada o despu�s de una orden de rendici�n han ocurrido, pueden ser repulsivos y matar a personas inocentes, pero no es terror, si un "hombre de la calle" promedio no siente intranquilidad por su seguridad al d�a siguiente. Ninguna mujer o ni�o temer� ser confundido con presidentes, soldados o instalaciones militares. Alguien puede tener mala suerte y estar accidentalmente en el blanco, pero si es terrorismo, nos encontraremos pregunt�ndonos: �Por qu� ha pasado esto? �Cu�l es el objeto?

 

El terrorismo raramente es un fin en s� mismo, como podr�a serlo la anarqu�a por ejemplo, sino mas bien un m�todo de promover algunas pol�ticas y obtener determinados resultados. Es por eso que los terroristas representan una ideolog�a y no son simples desquiciados con la posibilidad de causar da�o. E incluso cuando son criminales comunes o psic�patas como nos demuestran sus actos, los terroristas se esfuerzan por encontrar una excusa ideol�gica para sus actos.

 

Sabemos que no todos los movimientos pol�ticos han creado facciones terroristas o servido como excusa para el terrorismo. En realidad, el terrorismo ha sido el m�todo favorito s�lo de los socialistas extremos (tanto del ala izquierdista internacional como del ala derechista nacional). Desde los Jacobinos de la revoluci�n francesa que sostuvieron el "Reino del Terror" en 1794, los socialistas internacionales (comunistas) y los socialistas nacionales (fascistas) han compartido una tendencia com�n de usar terrorismo. Y en la actualidad tiene una gran vigencia en particular a trav�s del socialismo isl�mico.  

 

Una definici�n clara de terrorismo ayuda a identificarlo. Pero el problema es que por m�ltiples intereses encontrados no hay una enunciaci�n universalmente aceptada del t�rmino, sobre todo porque algunas ideolog�as han descubierto que les conviene la vaguedad del t�rmino.

 

Es por eso que algo tan sencillo como lo reci�n expuesto sigue siendo materia de continuo debate. Y por la misma raz�n, un buen punto de inicio es presentar algunas buenas definiciones de terrorismo que se implementan en la actualidad y son coherentes entre s�. Comencemos por la m�s b�sica, incluida en el Acta de Prevenci�n de Terrorismo (Provisiones Temporales) de 1989, que dice que se trata de: "...el uso de violencia para fines pol�ticos, e incluye cualquier uso de violencia con el prop�sito de atemorizar al p�blico o cualquiera de sus partes".

 

Lord Lloyd de Berwich fue quien sugiri� la definici�n operativa usada por el Bur� Federal de Investigaci�n (FBI) en Estados Unidos, y ampl�a un poco la idea as�: "El uso de grave violencia contra personas o propiedad, o amenaza de uso de tal violencia, para intimidar o coaccionar gobiernos, al p�blico o cualquier secci�n del p�blico para promover objetivos pol�ticos, sociales o ideol�gicos"[1].

 

La CIA a�ade:

 

-      El t�rmino "terrorismo" significa violencia premeditada, pol�ticamente motivada, perpetrada contra blancos no combatientes por grupos subnacionales o agentes clandestinos.

-    El t�rmino "terrorismo internacional" significa terrorismo que involucra el territorio o los ciudadanos de m�s de un pa�s.

-     El t�rmino "grupo terrorista" significa cualquier grupo que practique o tenga subgrupos significativos que practiquen terrorismo internacional.

 

Adem�s, el terrorismo de estado puede definirse como actos de terrorismo conducidos por gobiernos o terrorismo ejecutado directamente o alentado y financiado por un gobierno establecido de un estado (pa�s) o terrorismo practicado por un gobierno contra su propio pueblo o en apoyo del terrorismo internacional. Como es obvio, y por similares razones a las mencionadas, el "Terrorismo de estado" tambi�n es un concepto controversial.

 

Por su parte el sistema legal brit�nico ha adoptado esta definici�n de terrorismo: "significa el uso o amenaza de acci�n donde el uso o amenaza es designado para influenciar al gobierno o una organizaci�n gubernamental internacional o para intimidar al p�blico o una secci�n del p�blico, y el uso o amenaza se hace con el prop�sito de avanzar en una causa pol�tica, religiosa o ideol�gica. Involucra fuerte violencia contra una persona, incluye serio da�o a propiedad, pone en peligro la vida de una persona distinta a la que comete la acci�n, crea un serio riesgo para la salud o seguridad del p�blico o una secci�n del p�blico, o es designada para interferir seriamente o interrumpir un sistema electr�nico. El uso o amenaza de acci�n involucra el uso de armas o explosivos�[2].

 

El Consejo de Seguridad de la ONU, lo define as�: "...actos criminales, incluyendo contra civiles, cometidos con la intenci�n de causar muerte o serias heridas f�sicas, o toma de rehenes, con el prop�sito de provocar un estado de terror en el p�blico general o en un grupo de personas o personas particulares, intimidar a una poblaci�n u obligar a un gobierno o una organizaci�n internacional a hacer o abstenerse de hacer cualquier acto, que constituye ofensas dentro del �mbito y como han definido las convenciones internacionales y protocolos relacionados con terrorismo, y bajo ninguna circunstancia justificables por consideraciones de una naturaleza pol�tica, filos�fica, ideol�gica, racial, �tnica, religiosa u otra similar"[3].

 

Como ya dijimos, hay muchas definiciones de terrorismo, y al menos cien han sido impresas. Sin embargo, estos son algunos de los elementos que le son comunes a la gran mayor�a:

 

-       Es un uso premeditado y motivado pol�ticamente de violencia o su amenaza para intimidar o coaccionar a un gobierno o el p�blico general.

-       Es una estrategia de violencia designada para alcanzar el resultado deseado instilando miedo e inseguridad.

-       Es un uso ilegal de amenaza de fuerza a trav�s de campa�as sostenidas o incidentes espor�dicos.

-       Es un uso calculado de violencia contra civiles, no blancos combatientes.

-       El poder es la ra�z intr�nseca de la violencia pol�tica: es adquisici�n, manipulaci�n y su empleo para conseguir cambios.

-       El terrorismo revolucionario quiere lograr un cambio total dentro del estado.

-       Las estrategias sub-revolucionarias quieren un cambio pol�tico sin que colapse el sistema pol�tico.

-       Generalmente, hay actividad clandestina cuidadosamente planeada en metas, medios, blancos y acceso.

-       Las metas pueden entenderse generalmente como pol�ticas, sociales, ideol�gicas o religiosas. De otra forma los terroristas ser�n considerados criminales comunes.

-       El terrorismo suele ejecutarse a trav�s de grupos sub-nacionales, ocasionalmente por individuos consagrados a una causa.

-       Las zonas de acci�n, como un pa�s espec�fico o localidad, o un segmento de la sociedad, r�pidamente se vuelven transnacionales, donde las ramificaciones con frecuencia cruzan las fronteras nacionales.

-       La m�xima publicidad normalmente es un objetivo importante para los terroristas, a fin de "difundir el mensaje".

 

El �ltimo punto nos lleva a una definici�n acad�mica que ha encontrado amplio respeto tambi�n, y que dice: "Terrorismo es un m�todo inspirador de ansiedad por repetidas acciones violentas, empleadas por individuos, grupos o miembros del estado (semi) clandestinos, por razones idiosincr�ticas, criminales o pol�ticas, que en contraste con el asesinato no tienen como blanco directo los blancos principales".

 

Esto es as� porque el blanco principal es el que debe modificar las condiciones satisfaciendo las demandas del terrorista.

 

Modus operandi

 

Como hemos visto, hay algunos elementos en com�n en la mayor�a de las mejores definiciones de terrorismo, y en general todas ellas concuerdan con identificar al terrorismo como: pol�tico, psicol�gico, coercitivo, din�mico y deliberado.

 

Pol�tico: Un acto terrorista es un acto pol�tico o est� cometido con la intenci�n de causar un efecto pol�tico. Los terroristas eliminan los pasos intermedios de ej�rcitos y batalla que utilizan los gobiernos, para aplicar su violencia directamente en la contienda pol�tica.

 

Psicol�gico: Los resultados buscados por los actos terroristas causan un efecto psicol�gico: terror. Como hemos dicho, se dirigen a una audiencia diferente a las v�ctimas del acto. La audiencia de este acto puede ser la poblaci�n como totalidad, alguna porci�n espec�fica de la sociedad (una minor�a �tnica, por ejemplo), o elites con poder de decisi�n en la poblaci�n pol�tica, social o militar.

 

Coercitivo: Violencia y destrucci�n son utilizados en la comisi�n del acto para producir el efecto deseado. Incluso si las bajas o la destrucci�n no son el resultado de la operaci�n terrorista, la amenaza o violencia potencial producen el efecto buscado. Por ejemplo, una toma de rehenes exitosa puede resultar en que todos terminen siendo liberados sin da�o despu�s de las negociaciones. El acto terrorista en este caso ha sido el temor de un posible desenlace violento, con la obtenci�n de un resultado favorable para los perpetradores.

 

Din�mico: Los grupos terroristas demandan cambio, revoluci�n o movimiento pol�tico. El punto de vista radical que justifica el terrorismo pide una acci�n dr�stica para destruir o alterar el status quo. Incluso si las metas de un movimiento son fundamentalistas en naturaleza, exigen una acci�n que "retroceda el reloj" o restaure alg�n sistema de valores que consideran que se ha extinguido. L�gicamente, nadie comete ataques violentos a extra�os o inocentes para mantener las cosas como estaban.

 

Deliberado: El terrorismo es una actividad planificada que pretende alcanzar metas particulares. Es una t�ctica empleada racionalmente, escogida espec�ficamente, y no un acto azaroso. Como las v�ctimas de la violencia terrorista suelen en general ser de poca importancia social, siendo uno igual de �til para ellos que cualquier otro, la selecci�n de v�ctima o blanco puede parecer err�tica y no provocada. Pero el blanco contendr� valor simb�lico o podr� obtener una respuesta emocional acorde con las metas de los terroristas. Es necesario recordar que el blanco real del terrorismo no es la v�ctima de la violencia, sino el balance psicol�gico que le obtendr� sus metas a trav�s de quienes contin�an vivos, pero les temen y pueden forzarles a acceder a cumplir sus exigencias.

 

Explotaci�n medi�tica: Los efectos del terrorismo en general no est�n dirigidos, como dijimos, a las v�ctimas del acto terrorista. Las v�ctimas suelen ser la informaci�n efectista que se desea hacer llegar a una audiencia diferente a ellas. Y por eso las organizaciones terroristas explotan todo lo posible los medios para que el mensaje llegue al blanco deseado. Las v�ctimas son simplemente el primer medio que transmite el impacto psicol�gico a una audiencia mayor. Las v�ctimas del ataque, as� como los posibles supervivientes, son de m�nima importancia para los terroristas. Lo que les importa es el golpe psicol�gico que esta noticia tendr� para el p�blico. El siguiente paso en la transmisi�n depender� de los medios disponibles, pero ser� planificado, y con frecuencia ser� responsabilidad de una organizaci�n espec�fica dentro del grupo terrorista, que no se dedica a otra cosa que explotar y controlar el ciclo noticioso. Por este motivo los grupos terroristas suelen reconocer sus actos criminales: despu�s de todo, la meta es justamente que la gente les tema y se haga lo que ellos quieren.

 

Ilegalidad de m�todos: El terrorismo es un acto criminal. Las violaciones de leyes criminales civiles son evidentes en actividades como asesinato, incendio provocado,  secuestro o intimidaci�n, m�s all� de la legitimidad del gobierno que refuerza las leyes. Atacar a inocentes es una injusticia criminal ya sea bajo una dictadura como en democracia. Si el terrorista reclama que est� justificado en el uso de tal violencia como "combatiente militar", entonces es un criminal de guerra de facto bajo los sistemas de ley internacional y justicia militar de la mayor parte de las naciones.

 

En definitiva, los grupos terroristas cometen actos de violencia para:

 

-       Producir miedo extendido.

-       Obtener reconocimiento mundial, nacional o local para su causa, atrayendo la atenci�n de los medios.

-       Amenazar, debilitar o avergonzar a las fuerzas de seguridad del gobierno para que el gobierno sobreact�e y se vea represivo ante la opini�n p�blica.

-       Robar y extorsionar dinero para financiarse, y equipamiento, especialmente armas y municiones vitales para la operaci�n de su grupo.

-       Destruir instalaciones o interrumpir l�neas de comunicaci�n para crear desconfianza de que el gobierno puede proveer y proteger a sus ciudadanos.

-       Desalentar las inversiones extranjeras, turismo o programas de asistencia que puedan afectar la econom�a del pa�s blanco de ataques, y el apoyo al gobierno en el poder.

-       Influir en las decisiones, legislaci�n y otras decisiones cr�ticas del gobierno.

-       Liberar prisioneros.

-       Satisfacer venganzas.

-       Llevar a una guerra de guerrillas forzando a las fuerzas de seguridad del gobierno a concentrar sus esfuerzos en las zonas urbanas. Esto permite a los grupos terroristas establecerse entre la poblaci�n local en zonas rurales.

 

En la misma l�nea, el Concejo de la Uni�n Europea del 27 de diciembre de 2001 sobre la aplicaci�n de medidas espec�ficas para combatir el terrorismo dice que un "acto terrorista" ser� uno de los siguientes actos intencionales que, dada su naturaleza o contexto, pueden da�ar seriamente a un pa�s o una organizaci�n internacional, definido como delito en la legislaci�n nacional, que fuese cometido con la meta de:

 

1. Intimidar seriamente a la poblaci�n;

2. Obligar indebidamente a un gobierno o una organizaci�n internacional a ejecutar o abstenerse de ejecutar cualquier acto;

3. Desestabilizar seriamente o destruir las estructuras fundamentales, constitucionales, econ�micas o sociales de un pa�s o una organizaci�n internacional:

 

            a) ataques contra la vida de una persona que pueden causar la muerte;

            b) ataques sobre la integridad de una persona;

            c) secuestro o toma de rehenes;

            d) causar destrucci�n extensiva a una instalaci�n p�blica o del gobierno, un sistema de transportes, una infraestructura que incluye sistemas de informaci�n, una plataforma fija ubicada en plataforma continental, un lugar p�blico o propiedad privada, probablemente para amenazar la vida humana o resultando en una p�rdida econ�mica mayor;

            e) secuestro de aviones, barcos u otros medios de transporte o bienes p�blicos;

            f) manufactura, posesi�n, adquisici�n, transporte, suministro o uso de armas, explosivos o armas nucleares, biol�gicas o qu�micas, as� como investigaci�n de las mismas y desarrollo de tales armas.

            g) liberaci�n de sustancias peligrosas, o producir incendios, explosiones o inundaciones por cuyo efecto se ve amenazada la vida humana;

            h) interferir o interrumpir el suministro de agua, energ�a o cualquier fuente natural fundamental, por cuyo efecto se ve amenazada la vida humana;

            i) amenaza de cometer cualquiera de los actos antes citados;

            j) dirigir un grupo terrorista;

            k) participar en las actividades de un grupo terrorista, incluyendo suministrar informaci�n o recursos materiales, o financiar sus actividades en cualquier forma, con conocimiento del hecho de que tal participaci�n contribuir� a las actividades criminales del grupo.

 

Mientras que los gobiernos establecidos ven la actividad terrorista como terrorismo, los terroristas mismos lo ven como guerra: guerra contra un enemigo, un opresor, guerra como libertad, justicia, etc. De hecho suelen verse a s� mismos como guerreros que luchan por sus derechos. Y llevan a cabo sus guerras destruyendo gente y propiedad.

 

Por lo tanto�

 

"El terrorismo es un m�todo de combate en el que v�ctimas aleatorias o simb�licas sirven como un blanco instrumental de violencia. Estas v�ctimas instrumentales comparten caracter�sticas grupales o de clase, que forman la base para su selecci�n para victimizarlas. A trav�s del uso previo de violencia o la amenaza cre�ble de violencia otros miembros de ese grupo o clase son puestos en un estado de miedo cr�nico (terror). Este grupo o clase, cuyo sentido de seguridad de los miembros est� deliberadamente socavado, es el objetivo del terror. Esta victimizaci�n del blanco de violencia es considerado fuera de lo normal por la mayor�a de los observadores de la audiencia testigo en base de su atrocidad, el tiempo (ej. �poca de paz) o lugar (fuera del campo de batalla) de victimizaci�n, o la falta de atenci�n a las reglas de combate aceptadas en guerra convencional. La violaci�n de la norma crea una audiencia atenta hacia el blanco del terror; sectores de esta audiencia pueden formar el objeto principal de manipulaci�n. El prop�sito de este m�todo indirecto de combate es inmovilizar al blanco del terror para producir desorientaci�n o conformidad, o movilizar a blancos secundarios de demandas (ej. un gobierno) o blancos de atenci�n (ej. la opini�n p�blica) para cambios de actitud o comportamiento que favorezcan los intereses de corto o largo t�rmino de los usuarios de este m�todo"[4].

 

Entre los pa�ses que en sus c�digos legales mencionan caracter�sticas similares a las mencionadas en este art�culo - aunque en algunos casos ampl�an un poco m�s los casos considerados este tipo de crimen -, se encuentran: Rep�blica Checa; Dinamarca; Francia; Alemania; Italia; Holanda; Portugal; Rusia; Espa�a; Estados Unidos; Suiza y Gran Breta�a.

 

En los �ltimos 10 a�os, 140 pa�ses han aprobado leyes antiterroristas con definiciones similares a las aqu� presentadas. Pero tambi�n es cierto que algunos pa�ses han abusado del t�rmino para perseguir bajo este pretexto a disidentes pac�ficos, como fue el caso en Bahrain en 2006 en que se captur�, tortur� y encerr� durante a�os a personas que s�lo ped�an un gobierno democr�tico para su patria.

 

Algunos de los pa�ses que han preferido definiciones vagas para incriminar con facilidad otro tipo de casos a conveniencia se encuentran: Arabia Saudita, Azerbaiy�n, Siria, T�nez, Zimbabwe, Etiop�a y El Salvador, entre otros.

 

Notas:

[1] Inquiry into Legislation against Terrorism: [1996] Cm 3420: p�rrafo 5.22.

[2] en el Acta de Terrorismo del 2000, secci�n 1.

[3] Resoluci�n 1566, 8 de octubre de 2004.

[4] "Terrorismo pol�tico". Schmid y Jongman. Piscataway. 2005. p�g. 2

.
 

 

 

ALERTALIBROS

 Tomo n� 12 de la obra "El Terror Rojo": Escalofriante experiencia en una de las m�s atroces dictaduras militares comunistas. Laos - la tierra del mill�n de elefantes � fue sometida por Pathet Lao, con la ayuda de la URSS y Vietnam, al terror salvaje y criminal. Barbarie, pobreza, represi�n y genocidio marcan hasta hoy al pa�s con menor libertad econ�mica del mundo...

Leer online Descargar

 

ALERTAIMAGEN

 Bielorrusia

Residentes de Minsk, "ajusticiados" con horca de parte de los comunistas por haber ayudado de alguna forma, aunque fuese insignificante, a los prisioneros de guerra. 1941.

 

  ALERTA 360 INTERNACIONAL

 

ALERTA 360 INTERNACIONAL

Buenos Aires - Santiago - Sao Paulo - Madrid - Nueva York

 

 

Necesidades urgentes

 

 

Publicaciones

 

El Terror Rojo. M�s 60 tomos,

miles de p�ginas, fuentes y

gr�ficos. An�lisis y cifras.

 

Cifras de V�ctimas

 

�ndice Mundial de Victimizaci�n.

Cuadros tem�ticos

a nivel global o nacional.

 

Suscripci�n

 

Reciba c�modamente en su correo libros y novedades.

Semanal | Gratis

 

     

 

Alerta 360 Internacional es una organizaci�n ciudadana de car�cter independiente

y sin �nimo de lucro. Depende de la cooperaci�n del p�blico

para su subsistencia aut�noma de grandes intereses.

Su objetivo es informar y promover debates positivos

en torno a los grandes focos de crisis.

 

� 2009 by Alerta 360 Internacional. Todos los derechos reservados.