Inicio

Acerca de AI

Art´┐Żculos

Investigaciones

Multimedia

Donaciones

 

 

 

 

 

AI | Alerta 360 Internacional

LUCHANDO CONTRA LA DESINFORMACI´┐ŻN

 

 

 

 

 

 

 
 

 NUESTRAMISI´┐ŻN >

´┐Ż Luchar contra la total impunidad que otorga la desinformaci´┐Żn.

´┐Ż Promover debates positivos.

´┐Ż Alertar crisis.

ALERTAOBRAS >

 

 El Terror Rojo

La mayor investigaci´┐Żn sobre cr´┐Żmenes del comunismo en el mundo. Entrega fascicular.
 

´┐Żltimas publicaciones:

´┐Ż  Mozambique | (1975-1994)
´┐Ż  Corea del Norte | (1949-hoy)
´┐Ż
  Letonia | (1940-1991)
´┐Ż  Nicaragua | (1979-1990)

 

 ALERTAMUNDO >

 

´┐Ż Europa

´┐Ż Asia

´┐Ż ´┐Żfrica

´┐Ż Am´┐Żrica

 ALERTAINTERNACIONAL >

 

´┐Ż Investigaciones

´┐Ż Testimonios y relatos

´┐Ż Biograf´┐Żas

´┐Ż Art´┐Żculos

´┐Ż Citas

´┐Ż Glosario
´┐Ż Lecturas

´┐Ż Multimedia

  ALERTACONTACTO >

 

´┐Ż ´┐Żnase a AI360 hoy

 
´┐Ż Escr´┐Żbanos
 

´┐Ż Mapa del sitio

 

´┐Ż S´┐Żganos en:

 

Facebook

Twitter

 
ALERTAIDEA

DONACIONES

Su aporte en dinero, trabajo o contactos es FUNDAMENTAL para continuar luchando.

Toda cooperaci´┐Żn es ´┐Żtil.

   

Aporte ahora

   

 

myspace live counter
 

 

 
   
   
 

 

LECTURAS

 

 

MATERIAL SELECCIONADO | por Alerta 360 Internacional

 

El espejismo comunista de Hungr´┐Ża[*]

´┐Żltima modificaci´┐Żn: 17 de enero de 2012 | Descargar en formato PDF

 

Las tribulaciones de la familia Biro comenzaron en 1947, cuando un reci´┐Żn llegado ocup´┐Ż la casa contigua a la barber´┐Ża del padre, Tony Biro, en Vancouver, Columbia Brit´┐Żnica. Cuantas veces Tony dispon´┐Ża de un minuto libre, el vecino se asomaba a la puerta y se pon´┐Ża a contarle cuentos maravillosos de la vida en Hungr´┐Ża bajo el r´┐Żgimen sovi´┐Żtico. Algunas veces el vecidno estaba armado de libros y revistas.

 

- Mira esto - dec´┐Ża con arrobamiento mostrando una fotograf´┐Ża - ´┐Żun cuarto especial para los ni´┐Żos de los trabajadores en una f´┐Żbrica! ´┐ŻO´┐Żste hablar de algo parecido antes de la guerra?

 

A Tony le interes´┐Ż todo aquello. Su esposa y sus dos ni´┐Żos hab´┐Żan nacido en el Canad´┐Ż, pero ´┐Żl era oriundo del antiguo imperio austro-h´┐Żngaro y a´┐Żn ten´┐Ża parientes en Hungr´┐Ża. A instancia de su nuevo vecino, Tony se hizo socio del Club de Trabajadores H´┐Żngaro-Canadienses y comenz´┐Ż a asistir a las presentaciones, bailes y conferencias que all´┐Ż se celebraban.

 

En una de esas ocasiones Tony oy´┐Ż a Jos´┐Ż Balogh que daba una conferencia sobre la nueva Hungr´┐Ża. Balogh hab´┐Ża emigrado al Canad´┐Ż despu´┐Żs de la primera guerra mundial pero hab´┐Ża vuelto a Budapest en 1948. Poco despu´┐Żs los comunistas lo hicieron regresar a Canad´┐Ż para que pronunciara una serie de conferencias.

 

Era hombre persuasivo. Hab´┐Ża visto el milagro con los propios ojos y ahora instaba a los h´┐Żngaro-canadienses a que regresaran a la patria llevando su pericia y conocimientos, sus herramientas y su dinero. "Hungr´┐Ża es una tierra de promisi´┐Żn ´┐Ży los necesita a ustedes!".

 

Tony vio que cada vez hab´┐Ża m´┐Żs gente interesada en "regresar". En el verano de 1950 ´┐Żl y su mujer decidieron optar por lo mismo.

 

Tony vendi´┐Ż la barber´┐Ża, empac´┐Ż sus enseres y sac´┐Ż 10.000 d´┐Żlares de su cuenta de ahorros. Con Helen su mujer y sus dos hijos, Dick de 11 y Jimmy de dos a´┐Żos y medio, se dirigi´┐Ż primero a Inglaterra. El c´┐Żnsul h´┐Żngaro all´┐Ż les permiti´┐Ż que conservaran sus pasaportes canadienses y les dio un "documento de viaje" h´┐Żngaro".

 

En la frontera de Hungr´┐Ża los funcionarios comunistas estuvieron revisando y registrando sus papeles y equipajes durante dos horas. Tony y los suyos contemplaban la escena con desaliento. Nunca hab´┐Żan esperado encontrar las puertas del para´┐Żso tan estrictamente vigiladas.

 

Al llegar a Budapest los Biro y otro grupo de repatriados recientes fueron saludados por Balogh con un discurso de bienvenida: "Hungr´┐Ża recibe con los brazos abiertos a los hijos que regresan. Si llegaren a necesitar ayuda, vengan a mi oficina. Nuestro deber es ayudarles".

 

Tony y los suyos se fueron a pasar la noche en un hotel del Estado, que les cobr´┐Ż $16,50 por la habitaci´┐Żn. No hab´┐Żan comenzado a abrir a´┐Żn el equipaje cuando un empleado les advirti´┐Ż amistosamente, por v´┐Ża de consejo: "´┐ŻNo hablen! Aqu´┐Ż nadie est´┐Ż seguro de qui´┐Żn es el otro".

 

A la ma´┐Żana siguiente cuando Helen baj´┐Ż a pedir el desayuno, un empleado le inform´┐Ż en la oficina que ten´┐Ża que salir a comprarlo. El empleado le escribi´┐Ż en un papel, en h´┐Żngaro, las cosas que ella necesitaba para los ni´┐Żos - pan, leche, mantequilla, compota, zumo de frutas - y la envi´┐Ż a la tienda de v´┐Żveres del Estado m´┐Żs cercana. Una dependiente mal trajeada le vendi´┐Ż all´┐Ż un trozo de pan y la envi´┐Ż a buscar la leche a otra tienda. Las dependientes se echaron a re´┐Żr y movieron negativamente la cabeza cuando Helen insisti´┐Ż en se´┐Żalar con el dedo en su lista de palabras "compota" y "mantequilla".

 

Ese mismo d´┐Ża por la ma´┐Żana, al depositar su dinero canadiense en el Banco Nacional, se le advirti´┐Ż a Tony que no pod´┐Ża retirar de all´┐Ż sino moneda nacional y que su dinero canadiense se le cambiar´┐Ża a raz´┐Żn de 11 forints por d´┐Żlar. A este tipo de cambio la comida m´┐Żs sencilla del "men´┐Ż del pueblo" le costaba a Tony y los suyos m´┐Żs de ocho d´┐Żlares.

 

Luego vino la b´┐Żsqueda afanosa de vivienda. Como no encontrase ninguna, Tony se encamin´┐Ż a la oficina de Balogh. Encontr´┐Ż la salida de espera llena de ex-canadienses, cada uno de los cuales ten´┐Ża un relato de infortunios que contar. Una mujer se quejaba de que hac´┐Ża varios meses que estaba buscando alojamiento. Un joven alegaba que no pod´┐Ża conseguir trabajo en ninguna parte porque lo consideraban "estadounidense".

 

- Usted nos prometi´┐Ż buenas colocaciones aqu´┐Ż. ´┐ŻD´┐Żnde est´┐Żn?

 

Balogh no pod´┐Ża hacer nada. Su tarea hab´┐Ża terminado cuando engatus´┐Ż a esa gente para que fuese a Hungr´┐Ża. Ahora no era m´┐Żs que un tornillo insignificante en una gigantesca maquinaria burocr´┐Żtica.

 

Al mes Tony y Helen se dieron cuenta de que no pod´┐Żan quedarse en Hungr´┐Ża. Cuando Tony se lo inform´┐Ż a Balogh, ´┐Żste le dijo:

 

- ´┐ŻScht! ´┐ŻNo digas semejante cosa! ´┐ŻPuedes ir a parar a un campo de concentraci´┐Żn! ´┐ŻQu´┐Ż ser´┐Ża entonces de tu familia?

 

Tras eso vino la Gran Espera... que dur´┐Ż tres a´┐Żos.

 

Tony no pudo conseguir trabajo en los primeros siete meses. Al fin le permitieron que ingresara en una cooperativa de barberos, previo el pago de 50 d´┐Żlares, y fue a trabajar en un cuartel de oficiales de polic´┐Ża. Tony era buen barbero y en Vancouver sol´┐Ża ganar de 75 a 125 d´┐Żlares por semana. En Budapest no pasaba de un promedio de 18, de los cuales le quitaban cinco por varios conceptos, tales como suscripciones a peri´┐Żdicos del partido, compras "espont´┐Żneas" del bonos del Estado y cosas por el estilo.

 

Los dos grandes temores que embargaban el ´┐Żnimo de Tony eran que lo arrestaran o que se le agotaran los ahorros. Su salario no alcanzaba sino a cubrir una tercera parte de los gastos de alimentaci´┐Żn, alquiler y calefacci´┐Żn.

 

Helen se levantaba diariamente a las 4:30 de la ma´┐Żana y se iba a la tienda m´┐Żs cercana a comprar la leche. Las tiendas no abr´┐Żan sino a las seis, pero cuando ella llegaba siempre encontraba una cola aguardando. La gente estaba hambrienta e irritada. Cuando ocasionalmente alguna de las mujeres se desmayaba, no se le permit´┐Ża que volviera a ocupar su lugar en la cola. Ten´┐Ża que colocarse de ´┐Żltima. A menudo cuando circulaba el rumor de que la carne o la harina se estaban agotando, la gente romp´┐Ża la cola y se formaban fieras arrebati´┐Żas, de las cuales sol´┐Żan salir atropelladas algunas mujeres que llevaban ni´┐Żos en los brazos.

 

La escasez de vivienda era tal que todas las casas destartaladas de Budapest, condenadas desde hac´┐Ża tiempo como inadecuadas para seres humanos, se hallaban ahora m´┐Żs atestadas que nunca. El Estado negaba oficialmente la escasez, pero la reconoc´┐Ża en la pr´┐Żctica, al autorizar el pago de "prima de llave" al inquilino que desocupaba una vivienda, por el derecho a ocuparla... negociaci´┐Żn en que el Estado recib´┐Ża una jugosa comisi´┐Żn.

 

Tony "compr´┐Ż la llave" de un piso de dos habitaciones por 2.000 d´┐Żlares y gast´┐Ż 200 en reparaciones indispensables. El piso no sol´┐Żan calentarlo en invierno, y cuando Tony logr´┐Ż que le prestasen una estufilla de hierro (compradas no se consegu´┐Żan), Helen se vio en la molestia adicional de hacer cola con un cubo para comprar unos pocos kilos de carb´┐Żn de inferior calidad.

 

As´┐Ż fueron pasando la vida, en lucha diaria para mantenerse vivos y no pasar fr´┐Żos. Una vez por a´┐Żo se presentaba el comit´┐Ż del "empr´┐Żstito de la paz" y les sonsacaba un mes de salario. "´┐ŻEst´┐Ż usted por la paz o por Wall Street?". Algunas veces hab´┐Ża momentos de alegr´┐Ża: en la Navidad de 1952 pusieron naranjas a la venta... a cuatro d´┐Żlares el kilo.

 

Lo que m´┐Żs preocupaba a Tony y a su mujer eran los ni´┐Żos. Cuando Jimmy cumpli´┐Ż cuatro a´┐Żos Helen lo llev´┐Ż al jard´┐Żn infantil. Aunque casi ninguno de los ni´┐Żos sab´┐Ża leer, la maquinaria de la propaganda no los pasaba por alto. Hab´┐Ża all´┐Ż el conocido tr´┐Żo de retratos: Lenin, Stalin y el premier h´┐Żngaro Rakosi. El catecismo comunista se ense´┐Żaba en palabras simples y directas: "Ni´┐Żos, un villano llamado Wall Street se dedica a matar ni´┐Żitos y a hacer morir de hambre a sus pap´┐Żs y a sus mam´┐Żs. ´┐Ż´┐Żdienlo!".

 

Para Dick, la escuela fue todav´┐Ża m´┐Żs dif´┐Żcil. Ingres´┐Ż en ella con 11 a´┐Żos, suficientemente crecido para darse cuenta de la gran mentira y sentir miedo. No tard´┐Ż en buscar refugio en el silencio o la simulaci´┐Żn. Al segundo d´┐Ża alguien lo llam´┐Ż "imperialista". De ah´┐Ż en adelante se convirti´┐Ż en blanco de burlas y agresiones.

 

En materia pol´┐Żtica, que era la ense´┐Żanza principal de la escuela, a Dick se le exig´┐Ża aprender como verdades cosas que por experiencia personal sab´┐Ża que eran falsas. El tema estaba ilustrado por dos cartelones: en uno de ellos se ve´┐Ża un grupo compuesto por un hombre, una mujer y un ni´┐Żo, extenuados y cadav´┐Żricos, mirando fijamente, con ojos en que se reflejaba el hambre, un trocito de carne. Leyenda: "Los Estados Unidos". En el otro cartel´┐Żn aparec´┐Ża una familia gorda y bien alimentada que representaba a "La Uni´┐Żn Sovi´┐Żtica".

 

En los tres a´┐Żos que pas´┐Ż Dick en la escuela s´┐Żlo una vez vio que un ni´┐Żo se atreviese a contradecir las mentiras de la maestra con respecto a los pa´┐Żses de Occidente. La maestra lo hizo callar inmediatamente y a´┐Żadi´┐Ż esta observaci´┐Żn significativa:

 

- Hace algunos d´┐Żas la polic´┐Ża se llev´┐Ż a un ni´┐Żo por haber dicho algo parecido a eso...

 

Al terminar las clases los grupos juveniles celebraban reuniones pol´┐Żticas en que lso oradores hablaban de los "belicistas estadounidenses". Por miedo a que lo castigaran Dick participaba en los grandes desfiles que se hac´┐Żan cada aniversario de la revoluci´┐Żn sovi´┐Żtica; y, como el resto de los muchachos del pa´┐Żs tomaba parte en el c´┐Żlebre juego nacional de ni´┐Żos... lanzar granadas de mano. Durante esos tres a´┐Żos de constante conflicto interior Dick lleg´┐Ż a verse al borde del colapso nervioso.

 

Para Tony y los suyos todos los temores no eran nada junto al terror de la polic´┐Ża. Era tanto m´┐Żs monstruoso cuanto que formaba parte de la rutina de la vida, algo tan normal como la muerte. Se arrestaba a la gente por millares, los vecinos desaparec´┐Żan y el ´┐Żnico indicio de la suerte que corr´┐Żan era el sello de los guardias en la puerta de las casas.

 

Un "Viernes Negro" en mayo de 1951, la polic´┐Ża dio principio a una deportaci´┐Żn en masa de los "elementos subversivos", gente de clase media y ancianos, para aliviar la escasez de viviendas. Los camiones de la polic´┐Ża cerraban una calle y destacaban patrullas para recoger las v´┐Żctimas de casa en casa.

 

Antes de terminar aquella operaci´┐Żn, ya la polic´┐Ża hab´┐Ża sacado de Budapest y enviado a aldeas lejanas a un n´┐Żmero de personas que fluctuaba entre 30.000 y 40.000.

 

La mayor´┐Ża de ellos se sometieron calladamente, pero oros resistieron. Afeitando a los oficiales de polic´┐Ża, Tony not´┐Ż que muchos ten´┐Żan rasgu´┐Żos en la cara. Uno de los oficiales le dijo:

 

- Algunas de las personas se descubren los brazos, muestran el n´┐Żmero que les tatuaron en los campos nazis de concentraci´┐Żn y nos gritan: "´┐ŻEn qu´┐Ż se diferencian ustedes de los nazis?". Es un trabajo sucio, pero ´┐Żqu´┐Ż puede uno hacer?

 

Los Biro nunca cesaron en su empe´┐Żo de lograr que se les permitiese regresar a Canad´┐Ż. En enero de 1951 acudieron a la KEOKH, o sea la divisi´┐Żn extranjera de la Polic´┐Ża Secreta, en solicitud de un permiso de salida. El funcionario que los interrog´┐Ż les dijo que el documento para viajar que aceptaron en Londres los convert´┐Ża en ciudadanos h´┐Żngaros. Intent´┐Ż adem´┐Żs quedarse con los pasaportes canadienses, pero despu´┐Żs de una discusi´┐Żn acalorada los devolvi´┐Ż. Termin´┐Ż aconsej´┐Żndoles que fuesen a ver al ministro del Interior a fin de obtener la declaraci´┐Żn oficial de que ellos no eran ciudadanos h´┐Żngaros. Al salir de all´┐Ż Tony y su mujer depositaron sus pasaportes en la delegaci´┐Żn inglesa para que estuviesen seguros.

 

El pr´┐Żximo paso era redactar un memorial para el ministro del Interior. Encontraron un abogado dispuesto a hac´┐Żrselo, siempre que ellos se comprometieran a escribir a m´┐Żquina lo que ´┐Żl redactara. "Si ellos descubren que yo he hecho eso, me arrestar´┐Żn por haberlos ayudado a marcharse a Occidente".

 

La solicitud no produjo ning´┐Żn resultado positivo en el Ministerio. El matrimonio dirigi´┐Ż unas 30 cartas a la polic´┐Ża secreta, al Ministerio y hasta al premier Rakosi. No recibieron contestaci´┐Żn.

 

La tensi´┐Żn comenzaba a producir efectos en ellos. A Helen se le encaneci´┐Ż el cabello. Tony perdi´┐Ż peso y se puso nervioso. Adem´┐Żs, ´┐Żltimamente no se hab´┐Ża cuidado de ocultar su oposici´┐Żn al r´┐Żgimen. La familia se acostaba temiendo siempre la visita policial de medianoche.

 

Con el miedo al r´┐Żgimen aumentaron las dificultades de car´┐Żcter econ´┐Żmico. Los ahorros se les estaban agotando.

 

En mayo de 1953 - con la confusi´┐Żn que sigui´┐Ż a la muerte de Stalin - renacieron sus esperanzas: el ministro ingl´┐Żs les comunic´┐Ż que el Gobierno le hab´┐Ża asegurado estar dispuesto a permitir la salida de la familia Biro del territorio de Hungr´┐Ża. Despu´┐Żs de cuatro meses de espera angustiosa recibieron un d´┐Ża el permiso de salida.

 

Tan pronto como circul´┐Ż la noticia del pr´┐Żximo viaje de los Biro comenzaron a recibir visitas de gente ansiosa de comprarles sus pertenencias. A pesar de que la prensa del partido publicaba informes color de rosa acerca de la abundancia de art´┐Żculos de consumo en las tiendas, la gente daba el mejor desmentido haciendo ofertas fant´┐Żsticas por los vestidos viejos, la ropa de cama, las sartenes y las ollas.

 

Por fin un d´┐Ża tomaron el tren y llegaron a la frontera austriaca a las 11 de la noche. Un enjambre de guardias de frontera cayeron sobre ellos. El tren permaneci´┐Ż all´┐Ż con las luces apagadas durante cuatro horas y media... mientras Tony y los suyos observaban la escena, sentados y sin decir palabra, entregado cada cual a sus propios pensamientos y temores.

 

Luego el tren volvi´┐Ż a ponerse en marcha. Transcurri´┐Ż otra media hora y entonces un nuevo grupo de hombres uniformados penetraron en el vag´┐Żn. "Son austriacos", grit´┐Ż Helen. Como si ´┐Żsta fuese una llave m´┐Żgica que abriese el cofre de sus emociones contenidas, todos los miembros de la familia comenzaron a re´┐Żr, a llorar y a abrazarse los unos a los otros. Los funcionarios austriacos vieron su alborozo con simpat´┐Ża. No eran muchos los que lograban salir de Hungr´┐Ża, pero todos se comportaban siempre de esta manera.

 

El matrimonio Biro y sus hijos est´┐Żn ya de regreso en Vancouver. Con dinero que les dieron prestado los parientes de Helen compraron un sal´┐Żn de belleza, que ´┐Żsta dirige. Tony volvi´┐Ż a su oficio de barbero. Dick y Jimmy asisten a la escuela y est´┐Żn adelantando bastante. Dick est´┐Ż feliz y contento, pero no quiere hablar de Hungr´┐Ża. Piensa que todo ha sido una pesadilla que no desea siquiera recordar.

 

Notas:

[*] De "Una familia que regres´┐Ż a Hungr´┐Ża". En "Liberty", por George May. 1954. El mencionado autor naci´┐Ż en Hungr´┐Ża y trabaj´┐Ż como corresponsal period´┐Żstico en los Balcanes durante la segunda guerra mundial. Al terminar ´┐Żsta regres´┐Ż a Hungr´┐Ża y sirvi´┐Ż durante cuatro a´┐Żos la corresponsal´┐Ża del Times de Londres y de la Agencia Reuters. Fue uno de los ´┐Żltimos periodistas que salieron de all´┐Ż despu´┐Żs de que cay´┐Ż el Tel´┐Żn de Hierro. La imagen que acompa´┐Ża al art´┐Żculo es un afiche propagand´┐Żstico de la "alta calidad de vida" en tierras h´┐Żngaras en el per´┐Żodo comunista detallado por el art´┐Żculo.

 

 

ALERTALIBROS

 Tomo n´┐Ż 12 de la obra "El Terror Rojo": Escalofriante experiencia en una de las m´┐Żs atroces dictaduras militares comunistas. Laos - la tierra del mill´┐Żn de elefantes ´┐Ż fue sometida por Pathet Lao, con la ayuda de la URSS y Vietnam, al terror salvaje y criminal. Barbarie, pobreza, represi´┐Żn y genocidio marcan hasta hoy al pa´┐Żs con menor libertad econ´┐Żmica del mundo...

Leer online Descargar

 

ALERTAIMAGEN

 Bielorrusia

Residentes de Minsk, "ajusticiados" con horca de parte de los comunistas por haber ayudado de alguna forma, aunque fuese insignificante, a los prisioneros de guerra. 1941.

 

  ALERTA 360 INTERNACIONAL

 

ALERTA 360 INTERNACIONAL´┐Ż

Buenos Aires - Santiago - Sao Paulo - Madrid - Nueva York

 

 

Necesidades urgentes

 

 

Publicaciones

 

El Terror Rojo. M´┐Żs 60 tomos,

miles de p´┐Żginas, fuentes y

gr´┐Żficos. An´┐Żlisis y cifras.

 

Cifras de V´┐Żctimas

 

´┐Żndice Mundial de Victimizaci´┐Żn.

Cuadros tem´┐Żticos

a nivel global o nacional.

 

Suscripci´┐Żn

 

Reciba c´┐Żmodamente en su correo libros y novedades.

Semanal | Gratis

 

     

 

Alerta 360 Internacional´┐Ż es una organizaci´┐Żn ciudadana de car´┐Żcter independiente

y sin ´┐Żnimo de lucro. Depende de la cooperaci´┐Żn del p´┐Żblico

para su subsistencia aut´┐Żnoma de grandes intereses.

Su objetivo es informar y promover debates positivos

en torno a los grandes focos de crisis.

 

´┐Ż 2009 by Alerta 360 Internacional´┐Ż. Todos los derechos reservados.