Inicio

Acerca de AI

Art�culos

Investigaciones

Multimedia

Donaciones

 

 

 

 

 

AI | Alerta 360 Internacional

LUCHANDO CONTRA LA DESINFORMACI�N

 

 

 

 

 

 

 
 

 NUESTRAMISI�N >

Luchar contra la total impunidad que otorga la desinformaci�n.

Promover debates positivos.

Alertar crisis.

ALERTAOBRAS >

 

 El Terror Rojo

La mayor investigaci�n sobre cr�menes del comunismo en el mundo. Entrega fascicular.
 

�ltimas publicaciones:

  Mozambique | (1975-1994)
  Corea del Norte | (1949-hoy)
  Letonia | (1940-1991)
  Nicaragua | (1979-1990)

 

 ALERTAMUNDO >

 

Europa

Asia

�frica

Am�rica

 ALERTAINTERNACIONAL >

 

Investigaciones

Testimonios y relatos

Biograf�as

Art�culos

Citas

Glosario
Lecturas

Multimedia

  ALERTACONTACTO >

 

�nase a AI360 hoy

 
Escr�banos
 

Mapa del sitio

 

S�ganos en:

 

Facebook

Twitter

 
ALERTAIDEA

DONACIONES

Su aporte en dinero, trabajo o contactos es FUNDAMENTAL para continuar luchando.

Toda cooperaci�n es �til.

   

Aporte ahora

   

 

myspace live counter
 

 

 
   
   
 

 

TESTIMONIOS Y RELATOS

 

 

ARCHIVO DOCUMENTAL | por Alerta Internacional

 

La deportaci�n vivida por ni�os
�ltima modificaci�n: 04 de diciembre de 2009 | Descargar en formato PDF

 

(De "La guerra a trav�s de los ojos de los ni�os". Volumen de
ensayos de
ni�os polacos deportados a la Uni�n Sovi�tica[1])

 

 K. Jan, alumno en grado 3 A:
 

"Un d�a en Rusia yo no hab�a comido por tres o cuatro d�as. Camin�bamos a trabajar y s�lo ten�amos dos panes de cien gramos al d�a. Era poco. Camin�bamos y llor�bamos. Ten�amos que vender nuestra ropa. Mi madre trabajaba muy duro y mi peque�o hermano y yo no ten�amos botas y ten�amos que caminar al trabajo descalzos y mam� se enferm� de tifus. No hab�a nada para comer. Mam� ten�a que trabajar porque si no iba a trabajar no consegu�a nada para comer, y muri�. Mi peque�o hermano y yo lloramos y los sovi�ticos se rieron de nosotros y fuimos a buscar tablas para el ata�d y no encontramos ninguna, y enterramos a mam� sin ata�d y se rieron de nosotros porque llor�bamos. No hab�a dinero ni madera y ten�amos que arrancar corteza y no ten�amos jab�n. Ten�amos que pararnos en l�nea y quedarnos as� desde las cinco hasta las seis de la noche y no consegu�amos nada. Los sovi�ticos empujaban a la cabeza de la l�nea y nosotros est�bamos en la primera l�nea y el hombre que vend�a pan se los dio a los sovi�ticos sin que esperaran en la l�nea y se met�an por delante tan fuerte que a veces alguien se romp�a una pierna. Ten�amos que trabajar tan duro por una pieza de pan y hac�a tanto fr�o en la caba�a y no hab�a estufa, s�lo un peque�o calentador de hojalata. Era triste y los piojos picaban y muchos polacos estaban enfermos".

 

Documento Nro. 59. PGC/Box 120 / Tarnopol voivodeship

 

 

T. Wladyslaw:

 

"Mi vida en Rusia

 

Fuimos deportados a Rusia el 10 de febrero de 1940. Cuando llegamos nos dieron una vivienda muy pobre. Hab�a muchas chinches, piojos y pulgas. Despu�s de unos pocos d�as enviaron a los ni�os al colegio y a los mayores a trabajar. Los ni�os fueron forzados a ir al colegio, y quien se rehusara era encarcelado en la caseta y se le negaba comida. Cuando llegamos primero al colegio se burlaron y nos golpearon. Si un polaco dec�a que hab�a un Dios era golpeado. Padre ten�a que trabajar muy duro para ganar suficiente para sostener a toda la familia y no s�lo mi padre sino todos los polacos que fueron deportados a Rusia. Por dos a�os vivimos en la horrible, pobre y est�pida Rusia. Despu�s de dos a�os los polacos comenzaron a dejar Rusia. Los polacos ten�an que conseguir un pase para dejar Rusia. El viaje al sur fue horrible. La gente mor�a de hambre en los vagones del tren y sus cuerpos eran arrojados afuera por la ventana en el camino. Llegamos a Vologda y nos dieron tarjetas de racionamiento de comida y pan para el viaje. Mi padre caminaba hacia el vag�n con su pan cuando un prisionero trat� de robarle su pan. Afortunadamente la polic�a arrest� al prisionero y se lo llev�. Arrojaban los cad�veres fuera de los vagones y el tren aplastaba los cuerpos en las v�as. Desde Vologda fuimos a Chkalov".

 

Documento Nro. 30. PGC/Box120 / Condado Baranowicze. Nowogrod voivodeship

 

 

S. Henryk, alumno en grado 2B:

 

"Tuvo lugar en febrero. Los rusos vinieron e hicieron un registro en la casa. Estaban buscando armas. Nos llevaron a la estaci�n en carretas de campo. Hab�a muchas personas en nuestro vag�n de carga. Estaba hacinado y oloriento. Cuando el tren empez� lloramos que no volver�amos jam�s a ver nuestro hogar. Viajamos por cuatro d�as y noches. No nos dieron comida y usamos nieve para hacer agua. En Siberia las barracas estaban hacinadas otra vez. Yo iba al colegio. Ellos nos ense�aban que no hab�a Dios. Una vez habl� en polaco y nuestro maestro me envi� con el supervisor y �l me grit�. Perforaron dos agujeros en el techo. El comandante dir�a hacia uno: "Boh, Boh daj pieroh" (Dios, Dios, danos comida) y nada ocurr�a. En el otro agujero dec�a: "Soviet, Soviet daj kanfiet" (Soviet, Soviet, danos un dulce" y ca�an dulces. Se re�a de que Dios no hab�a dado nada. Los ni�os polacos hu�an. Papa muri� de hambre. Se hinch�. Lo envolvieron en una s�bana y lo tiraron al suelo. Mi hermano no ten�a zapatos y no fue a trabajar por lo que lo llevaron a la c�rcel por dos meses. M�s de treinta personas murieron en el asentamiento. Deb�amos pararnos en una l�nea para el pan desde la tarde hasta la ma�ana. M�s de una vez no consegu�amos pan por dos d�as seguidos. Esper�bamos por nuestro pago por un largo tiempo, porque el pagador no estaba all� y no hab�a nada con que comprar pan. Al comienzo vendimos ropas en villas rusas para conseguir pan, pero luego nos quedamos sin ropas".

 

(Tengo 13 a�os)
Documento Nro. 31. PGC/Box 120
/ Condado Baranowicze. Nowogrod voivodeship

 

 

M. Tadeusz:

 

El 10 de febrero de 1940 ellos me deportaron con toda la familia a URSS. Llegaron a las 3 de la ma�ana, despertaron a todos a punta de pistola y no nos dejaron llevar nada con nosotros s�lo lo que ten�amos puesto y nos metieron en un vag�n de tren. Mi viaje fue muy duro, no daban comida y si a veces la daban era una s�mola �cida y podrida. No nos dieron agua cuando sal� a trav�s de la ventana para buscar agua un soldado sovi�tico me hizo regresar y me golpe� con su arma. Entonces ten�amos que alcanzar el techo del tren a trav�s de la ventana con nuestras manos esa nieve sucia con holl�n para saciar nuestra sed. No nos dieron combustible en el vag�n y estaba muy helado. Finalmente llegamos a los Urales a la estaci�n de Usfa donde nos arrojaron fuera del vag�n a la nieve y despu�s de unas pocas horas los trineos sovi�ticos llegaron y comenzaron llevarnos al asentamiento. Hab�a grandes heladas y no nos dieron nada para vestir, s�lo lo que ten�amos puesto. Los ni�os peque�os se congelaron en el camino. Nos dieron un apartamento pobre no asegurado contra el fr�o y lleno de ratas y chinches. La abuela ya estaba muy mayor y como estaba helado se quedaba en cama todo el tiempo pero hab�a tantas chinches que le chupaban la sangre y tras unos pocos meses muri�.

 

No hab�a nada para comer. La gente com�a ortigas y se hinchaba por eso y se iban al otro mundo. Nos enviaron al colegio ruso compulsivamente porque no daban pan cuando no �bamos al colegio. Nos ense�aban a no rezarle a Dios, que no hab�a Dios y cuando terminaba la lecci�n todos nos pon�amos de pie y comenzamos a rezar entonces el comandante del asentamiento nos encerr� en la tyurma (prisi�n). Desde all� fuimos a Tashkento a un koljoz donde tampoco hab�a nada para comer y cazamos perros para satisfacer nuestra hambre y con eso la gente se enferm� con tifus, mi hermana tambi�n. Nos dieron s�lo 400 gramos de trigo y pod�amos hacer lo que quisi�ramos con eso y s�lo aquellos que iban a trabajar. Los que no trabajaban consegu�an 200 gramos. Mi t�o ten�a m�s ni�os que no pod�an trabajar y �l mismo estaba trabajando y con ese poco de harina mezclada con agua tuvo disenter�a y muri�. Cuando fui al mercado con mis cosas la polic�a sovi�tica me las quit� y me meti� en prisi�n.

 

Documento Nro. 22. PGC/Box 117 / Condado Mosciska. Lw�w voivodeship
 

Notas:

[1] Hoover Archival Documentaries. Editado y compilado por Irena Grudzinska-Gross y Jan Tomasz Gross. Los documentos reproducidos en estas series est�n depositados en los archivos de la Instituci�n Hoover sobre Guerra, Revoluci�n y Paz en la Universidad de Stanford

 

Art�culos relacionados

Regresar a Portada

 

 

ALERTALIBROS

 Tomo n� 12 de la obra "El Terror Rojo": Escalofriante experiencia en una de las m�s atroces dictaduras militares comunistas. Laos - la tierra del mill�n de elefantes � fue sometida por Pathet Lao, con la ayuda de la URSS y Vietnam, al terror salvaje y criminal. Barbarie, pobreza, represi�n y genocidio marcan hasta hoy al pa�s con menor libertad econ�mica del mundo...

Leer online Descargar

 

ALERTAIMAGEN

 Bielorrusia

Residentes de Minsk, "ajusticiados" con horca de parte de los comunistas por haber ayudado de alguna forma, aunque fuese insignificante, a los prisioneros de guerra. 1941.

 

  ALERTA 360 INTERNACIONAL

 

ALERTA 360 INTERNACIONAL

Buenos Aires - Santiago - Sao Paulo - Madrid - Nueva York

 

 

Necesidades urgentes

 

 

Publicaciones

 

El Terror Rojo. M�s 60 tomos,

miles de p�ginas, fuentes y

gr�ficos. An�lisis y cifras.

 

Cifras de V�ctimas

 

�ndice Mundial de Victimizaci�n.

Cuadros tem�ticos

a nivel global o nacional.

 

Suscripci�n

 

Reciba c�modamente en su correo libros y novedades.

Semanal | Gratis

 

     

 

Alerta 360 Internacional es una organizaci�n ciudadana de car�cter independiente

y sin �nimo de lucro. Depende de la cooperaci�n del p�blico

para su subsistencia aut�noma de grandes intereses.

Su objetivo es informar y promover debates positivos

en torno a los grandes focos de crisis.

 

� 2009 by Alerta 360 Internacional. Todos los derechos reservados.